Lush es siempre una de las primeras en dar el pistoletazo de salida a la navidad y es que sus productos navideños, todos de edición limitada, suelen llegar a las tiendas a mediados/finales de octubre.
A mí siempre me gusta hacerme con alguno de ellos porque sus olores parece que me ponen de mejor humor y porque, reconozcámoslo, soy adicta a Lush.


Y cada año, cuando te piensas que ya no puede salir nada que supere al año pasado, cuando has comprado tantos Snow Fairy que éste año no necesitas porque aún te quedan, sale otro nuevo producto que sí o sí necesitas.

Y ésta es mi guía. No son realmente 5 productos, son más bien 5 gamas de productos y en alguna os enseño varias opciones, aún así, os cuento mis favoritos ¿coincidimos en alguno?


Para el baño. Lo malo de los productos de baño de Lush es que cada vez hay más gente que tiene ducha y no los puede disfrutar. Si no eres una de ellas seguro que ya conoces las bombas o las burbujas.

Las bombas tienen un sólo uso, se tiran al agua y empiezan a deshacerse creando colores y desprendiendo un delicioso aroma, delicioso por lo menos en el caso de Yog Nog -4.95€/220gr.- que a pesar de llevar aceite de ylang ylang y de clavo huele a galletas y caramelo, sin ser empalagosa, además está formulado con manteca de karité por lo que deja la piel suave e hidratada.
Las burbujas sin embargo se deshacen bajo el grifo, nuestro amigo Peeping -4.95€/100gr.- es un ejemplo, aunque creo que no lo utilizaré nunca, primero porque es demasiado bonito, segundo porque ya es como de la familia y tercero porque me encanta su olor (comparte aroma con Strawberry Feels Forever o D'Fluff), pero si tenéis más de uno o no le habéis cogido tanto cariño a vuestro Peeping como le tengo yo al mío, la manteca orgánica de karité y cacao protegerán e hidratarán vuestra piel mientras os dais un baño de burbujas.
Hay otras burbujas como The Magic of Christmas -8.95€/100gr.- que además de ser espectaculares son reutilizables. En éste caso la burbuja no se deshace tan fácilmente por lo que podemos pasarla por el agua de la bañera sin perderla 3 segundos más tarde. Deja el agua anaranjada y especiada gracias al aceite esencial de canela, almendras y naranja.

Si por el contrario la navidad no es de tus fiestas preferidas la burbuja Bar Humbug -4.95€/100gr.- es para ti, con aceite de bergamota, hinojo y estragón, un toque cítrico y suave aroma a regaliz (Humbug es la frase que utiliza Scroge, en Un Cuento de Navidad de Dickens, para expresar el sinsentido que representa la navidad para él, es muy popular la expresión en países anglosajones). 


Para las manos (o la ducha). Los jabones de Lush son uno de los productos más emblemáticos de la marca. Seguro que a muchas os pasa como a mí, es el primer producto que probasteis porque no pudisteis resistir el llevaros un trozo de esa rueda gigante que olía a gloria. Tal vez por eso hoy siguen siendo uno de los productos más vendidos.

Para navidades mis jabones favoritos son Yog Nog -5.95€/100gr.-  y Reindeer Rock -5.95€/100gr.-. Yog Nog salió también el año pasado y tiene un olor tan delicioso que no puedo evitar utilizarlo como ambientador. Para mí huele a galletas de vainilla o crema y caramelos de toffee, es un poco abstracta la descripción pero si lo habéis olido me entenderéis, sino necesitáis hacerlo porque a pesar de ser un olor dulzón no es nada empalagoso ni pesado.
Pero si sois más de olores cítricos que os despejen o despierten en la ducha Reindeer Rock es el vuestro. Es un cálido aroma a frutos rojos con un toque cítrico, imagino debido al aceite de bergamota. Para mí su olor no perdura tanto como Yog Nog, ni es tan cremoso, pero ambos son perfectos como jabón de manos o de ducha (para la ducha yo lo restriego por la esponja mejor que pasarlo por el cuerpo).

Para el rostro. Uno de mis grandes favoritos de Lush, no sólo de navidad sino de siempre, es la limpiadora Bûche de Noël -9.50€/100gr.- La compro siempre y aunque hace 2 años no me fue tan bien como de costumbre (otro misterio de la vida), no puedo evitar correr a por ella cada vez que lanzan los productos navideños en octubre.


Éste año tengo la sensación que lleva más almendras que nunca porque le noto una textura más granulada, al deshacerse en el agua no es tan pastosa, pero funciona igual de bien. Me encanta su olor a mazapán, la utilizo a diario. Si quieres saber más ya os hablé en detalle de ésta limpiadora (y expliqué cómo se usa) aquí


Para los labios. El combo de Santa me ha cautivado. Santa's Lip Scrub -8.50€/25gr.- es un exfoliante de labios, igual que los otros que tiene la marca de hecho, de edición limitada por navidad. Mientras que Santa Baby -8.95€/8gr.- es un bálsamo de labios que aporta un intenso tono rojizo.


Para aplicar el exfoliante suelo meter el dedo en el tarrito y con lo que me queda lo aplico y distribuyo por los labios, frotando suavemente porque al ser azúcar si tus labios están en mal estado o muy sensibles puede resultar un poco molesto. Tiene corazoncitos y un aroma que, para mí, es mentolado (igual al aroma de los caramelos peppermint) pero que para otras personas es igual que la coca cola (misterios de la vida). El bálsamo labial tiene el mismo aroma y deja los labios muy tintados, y durante bastante tiempo, por lo que mejor aplicar poca cantidad al principio. Si lo hacemos así deja un efecto labios mordidos precioso.


Para el cuerpo. Hace poco Lush lanzó el archiconocido Rub Rub Rub en formato sólido y éste, Salt & Peppermint Bark -7.95€/100gr.- tiene exactamente el mismo formato.

No me preguntéis qué le ha pasado al color porque era de un verde más intenso cuando lo compré, claro que lo compré junto Bûche de Noël, en cuanto llegaron los productos a la tienda, y luego decidí que era mejor acabar los exfoliantes que ya tenía abiertos primero. Un mes más tarde había perdido el bonito verde intenso, aunque a decir verdad nunca fue tan intenso como los que he visto últimamente en tienda.


Salt & Peppermint Bark comparte un poco gama olfativa con los Santas (de labios) debido al aceite de menta. Exfolia intensamente gracias a la sal marina pero deja la piel suave porque lleva manteca de cacao orgánica que ayuda a mantenerla hidratada.

Con un poco de escepticismo decidí usarla, como me recomendaron en la tienda, pasándola directamente por la piel húmeda (pero no debajo del chorro de agua) y al contrario de lo que pueda parecer no se deshace, sino que permanece en bloque y va soltando pequeños, diminutos, fragmentos de sal marina. Después de un par de pasadas lo que hago es que la dejo aparte y masajeo el producto que tengo en el cuerpo insistiendo en zonas que lo puedan necesitar más como piernas y codos.
Sólo con el primer uso salieron trozos más azules/verdosos que se correspondían con el tono original, si os sucede es normal.

Algo extra para darse un capricho. Ya sé que el título dice 5 y que además son más de 5, pero no puedo evitar enseñaros esto, como digo es para darse un capricho porque me parecen productos bastante prescindibles a no ser que seas, como yo, una loca de Lush.


Santa's Belly -5.95€/100gr.- es una gelatina de ducha que tiene este aspecto estrellado cuando la sacas del envase (boca abajo). Huele a comilona de navidad y es que está hecha con anís estrellado, vino tinto vegano y zumo fresco de manzana, para mí éste último es el olor principal.
La aplico igual que la gelatina Nightwing (podéis leerlo aquí), aunque ésta me resulta más hidratante.


Fairy Dust -7.95€/70gr.- es el concepto "polvos mágicos" hecho realidad, si eres fan de Snow Fairy necesitas éste producto. Es un polvo corporal rosa que al aplicarlo sobre el cuerpo (o sobre las sábanas, que también es una opción) pierde el color para dejar paso a una sutil capa brillante. Es perfecto para aplicarlo junto tu crema hidratante en brazos y piernas por ejemplo, o haya donde te apetezca si lo que quieres es oler a Snow Fairy sin usar el gel.

¿Qué os parece la lista? Sí, lo sé, ha quedado un poco larga pero es tan difícil elegir favoritos... ¿habéis probado alguno de éstos productos? ¿os compraríais alguno? A mí me quedan pocos productos navideños por probar que no tenga ya pero me esperaré al día 26 a ver si, con un poco de suerte, Lush realiza la misma campaña de todo al 50% como ha venido haciendo otros años.

5 comentarios:

  1. Me encanta todo, todo, espero que el 26 lo pongan con descuento para que la cartera no sufra tanto. Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, yo también! depende lo que quieras a veces salen mejor los packs o paquetitos que también los suelen poner en descuento :)

      Eliminar
  2. Dios quiero esos polvos a lo snow fairy!! Me has dejado muerta! Un besote

    ResponderEliminar
  3. muy buena la lista que hiciste. Aquí una que lo que tiene es ducha, así que las bombas como que no son para mí.

    ResponderEliminar