No tenía pensado subir éste esmalte porque imaginé que no tendría muchas seguidoras, en España se han visto pocos esmaltes con éste acabado y sé que, cuando a tendencias se refiere, las españolas suelen ser más bien clásicas y tirar por nudes o rojos.



Ya sé que estoy generalizando y está mal, tal vez ahora me decís que vuestro esmaltes favorito es verde neón, si es así ¡mejor! No obstante, es una realidad que los esmaltes más vendidos, de todas las marcas, son los tonos que he mencionado (¡me lo han dicho las propias marcas!). No obstante, muchas os vais a disfrazar para Halloween y quien más quien menos aprovecha para maquillarse de manera que no lo haría habitualmente así que he pensado que era el momento perfecto para presentar ésta joya.


I'd melt for you es un esmalte plateado de acabado foil, es decir, acabado tipo espejo.

Éste esmalte salió en la colección de navidad de China Glaze del año pasado, la Twinkle Collection, que me pareció muy normalita y más bien sosa a excepción de éste esmalte y otro similar pero en tono burdeos rosado (de los que tengo tropecientos).


Hacía tiempo que quería un esmalte plateado, si podía ser con éste acabado mejor, pero sé que muchos son difíciles de aplicar por lo que cuando vi las buenas críticas que tenía hice una pequeña investigación y básicamente todo se redujo al Push & Shove de OPI o I'd Melt For You de China Glaze, como me gusta muchísimo más la segunda marca que la primera, no lo dudé.


Uno de los grandes problemas de éste tipo de esmalte es que muestran cada trazo del pincel y no se puede arreglar con top coat porque normalmente ponerle un top coat a éstos esmaltes hace que se pierda ese acabado tipo espejo.

Por suerte I'd Melt For You no es de los peores en ése caso, de hecho dando pasadas rápidas y con la cantidad justa de esmalte se puede evitar, aunque aquí se ven un par de líneas dependiendo cómo le de la luz, pero si os fijáis en las otras imágenes no se aprecia.


Sin embargo algo inevitable es que el esmalte marca cualquier pequeña imperfección en las uñas y las mías, por desgracia, están llenas de estrías, por lo que es necesario aplicar una base y si es una base que rellene y alise la superficie de las uñas mejor. Yo utilicé la nueva base de Deborah Milano y el resultado con ella fue bastante satisfactorio. Mil veces mejor a usarlo sin base.

Su cobertura es muy alta, es opaco con una sola capa pero prefiero el acabado con dos porque queda más perfeccionado, tapa cualquier imperfección inicial.

Como decía, sé que no es un esmalte común y probablemente no sea santo de devoción de muchas, a mí me encanta con un look blanco y negro o prendas oscuras. También combinado con nail art, como éste que os enseñaba el lunes, si os gusta estampar es ideal para ello.

Lo compré en ebay, dudo que en España se pueda encontrar.

3 comentarios:

  1. Pues a mi si que me ha gustado me parece que es muy bonito :). Me gusta para ponerle un Glitter jeje =D. Vi la maní con la estampación y vaya que luce mucho con la base que utilizaste me ha gustado :).
    Un Saludo y Un Beso Guapa..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Paola! A mí también me gusta (obviamente, sino no lo hubiera comprado, jeje), pero entiendo que no es el tipo de esmalte que cualquier persona se pondría.

      Con otros tonos queda muy bien porque no se hace tan llamativo pero aún sobresale :)

      Eliminar
  2. Creo que sabes que te voy a decir que me encanta el tono y no precisamente para Halloween y es porque no estoy en ese promedio de las españolas ;)

    ResponderEliminar